martes

(te)

Vale, tienes razón ni ahora ni nunca nadie ha muerto de amor. Eso no quita que yo aun pueda matar.

2 comentarios:

franco dijo...

El instinto asesino es una enfermedad mortal que ataca en un cuerpo ajeno. No quiero empezar a entrar a tu blog temblando...

V a v o dijo...

jajaja, muy bueno, aún mejor que el post.