domingo

Jazmín.

El suelo está quebrado bajo el peso de mi muerte, y mientras entre sus rendijas se seca mi sangre, de la raiz de mi lengua nace el aroma del sexo de tu nombre... Jazmín.

jueves

Monarca

Una linea negra quebradiza torcida y bifurcada, todo lo demas es naranja. ¿Ves que lindo vuela?

Fatal.

Estamos destinados a no creer en el destino.

domingo

Sortilegio. (1er intento)

Repta el tiempo entre mis dedos, me entretengo con él mientas me voy quedando ciego.
Su vientre de sol y arena se enreda en la curva de mis vellos.
Estoy harto de estar a la luz de este infierno que no quema.
Infierno azul de fuego
y de seda.

sábado

Empedrando el infierno.

La idea es ser bueno pese a mi, asumir todos mis actos y librar de sus responsabilidades a los demás. La idea es saber el nombre de las flores, y todas las propiedades del agua del mar. La idea es no perder de vista a las nubes y enterarse de todo lo que venden los puestos en las esquinas. La idea es sonreírles solo por que respiran, acariciarlos así sean de piedra. La idea es delirar con las palabras y palpar todo lo real, tener barro en los zapatos y jazmines en el pelo, la idea es ser como el pan del Callao, que aun duro sigue siendo bueno, y que aun cuando solo hay uno alcanza para conciliar cuatro sueños.

Perú,

¿Como diablos te voy a querer? Si con La Izquierda me empujas contra el puñal que sostiene La Derecha.

viernes

Cansancio.

Palabras movedizas, oraciones pantanosas, nubes dubitativas, flores imperiosas. Más no hay, solo el mar, que no cuenta, pues siempre esta ahi.