martes

De mayo.

Manuel Scorza en la última novela que publicó antes de morir "La danza inmovil" repetía constantemente "Después es siempre demasiado tarde", frase que durante mucho tiempo me sirvió para entender y aceptar muchas cosas. Luego vino Machado cantando: "Pero hoy es siempre todavia"; entonces era, claro, mayo; la esperanza adolesció nuevamente levantándose en sueños contra la razón. Levantamiento ahogado por tu voz.

Ahora que los mayos han pasado sin dejar de volver recito, medio dormido, pensando no en lo sido sino en lo seible, confundido: "Todavía es demasiado tarde"



Pd:Pero vendran mayos llenos de marzo y sera entonces tan precisamente temprano que te tomaré como si jamas te hubiera visto.

2 comentarios:

Joselu dijo...

Estoy de acuerdo con Scorza. Después es siempre demasiado tarde. Es una reflexión que me llega en un momento crucial de mi vida.

Un abrazo.

V a v o dijo...

De que tiene razon, y lo demuestra a lo largo de la novela, la tiene. Lo inconveniente es globalizar la frase o usarla en momentos de impotencia para permitirnos la resignación.
El despues tiene que ser muy lejano para aceptar lo tardío de nuestros actos.