sábado

Quieto.

El movimiento es la búsqueda del equilibrio. La virtud es el equilibrio ya hallado, el punto mas alejado de lo bello y de lo espantoso, la virtud es quietud, como agua empozada que ni corre ni se evapora ni se queda helada, agua muerta. Al igual que la vida, la poesía esta en los extremos, brinca de uno a otro, y busca crear nuevos extremos. La poesía no camina, la poesía vuela o se arrastra; la poesía no habla, la poesía susurra o grita; la poesía no pide,la poesía ordena o ruega...
Y aun si se posa sobre la virtud, la lleva a tal extremo de quietud, que el agua empozada se pudre, apesta, y fermenta vida.

1 comentario:

César J. Valero dijo...

El equilibrio de la poesía nació en Santiago de Chuco
*Entonces, un palíndromo es la mejor forma de no encontrar final, aunque los aguafiestas dicen que sólo es ANITA LAVA LA TINA...
(AZUL ILUSA <---> ASUL ILUZA)